White Night: una historia de fantasmas en blanco y negro

Domenico Albani, Ronan Coiffec y Mathieu Fremont son tres jovenzuelos que trabajaron en el injustamente defenestrado Alone in the Dark de Eden Games. Después de que el estudio francés se fuera al carajo decidieron juntarse para montar OSome, un grupillo indie que parece querer apostar por las estéticas poco convencionales. Al menos eso se desprende de su primer título, White Night, que saldrá la primera semana de marzo para PC, Mac, Linux, PlayStation 4 y Xbox One.

El juego será un juego de terror centrado en la investigación y ambientado en una tétrica mansión encantada en la Boston de los años 30. La gabardina y la fedora del protagonista son toda una declaración de amor al cine negro, igual que su particular estética: un contrastadísimo blanco y negro que nos remite a los cómics pulp de la época.

Curiosamente el juego ha atraído la atención de Activision, una editora que no suele prestarle demasiada atención a los proyectos independientes. Algo tendrá. El primer fruto de este apoyo lo apreciamos bien pronto en el resultón tráiler de presentación, que además de muy bien realizado llega con unos subtítulos que auguran una excelente traducción, una piedra con la que suelen tropezar los desarrolladores con pocos medios.

Iván Rosique González
Santomera, Murcia (1985). Licenciado en Periodismo por la Universidad Católica de Murcia. Se incorporó a 'La Verdad' en 2009. Es redactor. Anteriormente en Meristation, Hardgame2 y PSMotion. Un día su padre se presentó en casa con una Atari y desde entonces perdió un hijo. A veces sueña que SEGA todavía hace consolas y al despertar llora con amargura.
Top