E3 2015: Sony se mete al mundo en el bolsillo con una conferencia histórica

Sony llegó al E3 con una imagen de gigante dormido, de emperador romano apoltronado, pero ha salido de su conferencia de apertura a hombros de los aficionados. No es para menos, durante una hora y media los principales responsables de PlayStation han aguijoneado a los aficionados con rotundísimas saetas que han ido directas al corazón.

El acto ha comenzado con la resurrección de The Last Guardian. El último proyecto de Fumito Ueda ya se había dado por muerto tras varios años de silencio. No es así, está fábula que contará la relación de amistad y mutua colaboración entre un niño y una criatura gigante llegará finalmente a PS4 en 2016 y se ha mostrado en forma de demo para demostrar que la cosa va en serio. Tras encadenar dos clásicos modernos como son Ico y Shadow of the Colossus, las expectativas en torno a lo nuevo de Ueda son peligrosamente altas.

El siguiente anuncio ha sido Horizon: Zero Dawn, un ambicioso juego de rol de acción ambientado en un futuro lejano donde la humanidad regresa a una nueva edad de piedra. Será el primer proyecto de Guerrilla Games en este género, estudio hasta ahora especializado en shooters y en la franquicia Killzone en particular, y ha llamado la atención por un apartado técnico deslumbrante. La ambientación tampoco es algo que se vea todos los días: la naturaleza ha evolucionado sobre las cenizas de la civilización y los pocos humanos supervivientes, agrupados en tribus primitivas, deben enfrentarse a una especie de dinosaurios-robot de gran tamaño.

El estudio de Cambridge de Guerrilla también se ha sacado de la chistera algo nuevo, Rigs, una especie de arena-shooter con robots que está siendo diseñado para Morpheus, el casco de realidad virtual que está preparando Sony.

El propio Morpheus ha tenido su momento de protagonismo, aunque no demasiado extenso para la importancia que merece el producto. Se han confirmado algunos títulos, pero no se ha aportado información adicional sobre el dispositivo, ni fecha de lanzamiento ni precio.

Aún más enigmática fue la presentación de Dreams, un “simulador de sueños” a cargo de Media Molecule, el estudio creador de LittleBigPlanet. No se dieron detalles sobre qué es exactamente, para ello Sony emplazó al público a la Paris Games Week, donde se hablará de él de forma más detallada.

Entre estas novedades hubo tiempo para revisitar algunos juegos conocidos que ya estaban ahí. Street Fighter V, que será exclusivo en consolas para PS4, tendrá una beta en julio para los que tengan una reserva. Se ha anunciado The Taken King, una nueva expansión para Destiny, que también traerá algún contenido adicional exclusivo. Una de las sorpresas de la noche ha sido la noticia de que Call of Duty cambia de chaqueta y ahora llevará los DLC de Black Ops 3 antes a PlayStation, un honor que hasta ahora siempre había tenido Xbox.

Otro que llegará antes a PS4 es No Man’s Sky, presentado con una nueva demo, mientras que otro indie de primera línea, Firewatch, será exclusivo de PS4 en consolas. La parte indie la ha rematado un popurrí de lanzamientos de Devolver Digital.

Ha habido ración doble de Star Wars con una porción de Disney Infinity 3.0 dedicada a la saga galáctica y un nuevo tráiler de Star Wars Battlefront exageradamente espectacular.

Square Enix le ha tendido una buena mano a Sony con varios anuncios de gran importancia. El primero de ellos, el anuncio con beta exclusiva incluida de un nuevo Hitman. También un extraño Final Fantasy que combinará a varios personajes de distintas entregas con una estética de dibujos animados. Muy poca cosa, y el anuncio dio tanta bajona que casi diría que fue puesto ahí a propósito para aumentar el golpe de efecto que vendría después. Y es que, después de más de una década de rumores y peticiones, por fin se hizo oficial el desarrollo de un remake completo de Final Fantasy VII.

El título más aclamado de la franquicia volverá con exclusiva temporal para PS4 y un apartado gráfico rehecho desde cero. No se ha dado fecha, pero no hay que ser ningún lince para adivinar que Square Enix probablemente planea aprovechar que en 2017 se cumple el 20º aniversario de la versión original. Un sueño hecho realidad para millones de personas y la imagen de buena parte del público levantándose enloquecido ha coronado el momento álgido de la noche.

Y si el anuncio del remake de Final Fantasy VII ha sido el más mediático, el más especial ha venido a continuación, cuando el legendario Yu Suzuki ha subido al escenario para presentar nada menos que Shenmue 3, una secuela que ya se daba por imposible catorce años después de la segunda parte. Será un desarrollo peculiar, ya que contará con financiación a través de Kickstarter (en apenas un par de horas ha conseguido recaudar más de la mitad del presupuesto solicitado) y se le dará forma a partir del feedback que se reciba de la comunidad. Será, pues, una continuación que nace por y para los fans, y estará disponible para PS4 y PC. Otro momentazo para el recuerdo.

La traca gorda se ha reservado para el final. Uncharted 4 ha vuelto a demostrar que Naughty Dog va una generación por delante del resto. La demo mostrada no solo es increíble a nivel técnico, sino que en cuanto a ritmo, espectacularidad y diseño de acción está a otro nivel. El tiempo dirá si acaba siendo lo mejor de 2016, pero la corona del E3 ya la tiene.

Iván Rosique González
Santomera, Murcia (1985). Licenciado en Periodismo por la Universidad Católica de Murcia. Se incorporó a 'La Verdad' en 2009. Es redactor. Anteriormente en Meristation, Hardgame2 y PSMotion. Un día su padre se presentó en casa con una Atari y desde entonces perdió un hijo. A veces sueña que SEGA todavía hace consolas y al despertar llora con amargura.
Top