El mercado nipón sigue tirando del Tokyo Game Show

Un año más Sony ha vuelto a quedarse al cargo de las llaves del Tokyo Game Show. Microsoft hace ya bastante que tiró la toalla en ese mercado y ya ni lo intenta, mientras que Nintendo sigue pasando de las grandes ferias para realizar sus anuncios en plan teletienda a través de sus Nintendo Direct de YouTube.

Los de Andrew House han tenido vía libre para abrir el evento con una conferencia muy dirigida al público local y muy centrada en el catálogo, gracias a que la compañía ya se había quitado de encima unos días antes el peso muerto del anuncio de PS4 Pro y esa otra PS4 más pequeña y barata que pasará a sustituir el modelo actual. Tocaba, por lo tanto, hablar de juegos. Y eso, en el Tokyo Game Show, se traduce en una aplastante mayoría de juegos creados por japoneses para el público japonés.

Una de las estrellas del evento ha sido Final Fantasy XV. Tras 10 años de espera, la continuación de la emblemática franquicia de Square Enix ya está a la vuelta de la esquina (saldrá el 29 de noviembre) y nos lo recuerda con un nuevo tráiler y el anuncio de una edición limitada de PS4 (la pequeñita) con el mando y la carcasa de la consola serigrafiados con motivos del juego, una copia de la edición deluxe de Final Fantasy XV y la película Kingsglaive: Final Fantasy XV en Blu-Ray. Este pack también estará disponible en Europa y Estados Unidos.

Otra buena noticia ha sido el anuncio de Granblue Fantasy: Project Re:Link, de Platinum Games. Los creadores de Bayonetta salen de su zona de confort, la acción pura y dura, con un juego de rol de corte muy nipón que saldrá en 2018 en exclusiva para PS4 y compatible con las gafas PlayStation VR. Poco más se ha comentado de este proyecto, continuación de un juego para móviles que contó con música de Nobuo Uematsu y diseños de Hideo Minaba, dos veteranos de Final Fantasy.

También de Platinum, NieR: Automata ha hecho oficial su retraso a febrero del año que viene con un nuevo tráiler bastante críptico con poco interés por definir un poco mejor su propuesta, que sigue sin estar demasiado clara.

Todo lo contrario que Earth Defense Force 5, también mostrado al público por primera vez durante la conferencia de Sony. La demencial propuesta de D3 se niega a evolucionar, ni siquiera demasiado en lo técnico, y sigue ofreciendo con su rancio encanto de serie b batallas multitudinarias contra insectos alienígenas gigantes entre rascacielos que se vienen abajo con un estornudo. En esta ocasión también habrá ranas gigantes y Dios sabe qué nuevos tipos de armamento y vehículos.

El Dark Souls japofeudal de Team Ninja Nioh también se ha dejado ver con un nuevo tráiler y se sumó a los retrasos. Previsto inicialmente para finales de este año, al final se irá al próximo febrero para hacerle compañía a NieR: Automata. Ambos están dirigidos a un público similar, así que probablemente no sea la mejor idea ponerlos a hacerse la competencia en el mismo mes.

Algo más lejos queda el próximo Everybody’s Golf, una serie clásica de Sony que debutará en PS4 el próximo verano. A pesar del título, esto está más lejos que nunca de ser un juego de golf con la llegada de nuevas actividades como la pesca, la natación o las carreras de buggies y una completa comunidad online que promete convertirlo en un resort virtual donde hacer de todo.

Otro viejo conocido que ha vuelto a dejarse ver fue Horizon: Zero Dawn. El nuevo metraje nipón no aporta gran cosa después de su reciente paso por el E3 y la PlayStation Meeting, pero siempre tiene su gracia disfrutar del efusivo doblaje japonés.

Tecmo Toei dio una sorpresa con Musou Stars, aunque conociendo el historial de esta prolífica compañía lo raro es que no se le hubiera ocurrido antes la idea de juntar en un musou loco a algunos de los personajes más populares de Ninja Gaiden, Dead or Alive, Dynasty Warriors, Samurai Warriors, Atelier y Toukiden. El planteamimento de Smash Bros., adaptado a este peculiar subgénero.

No es el único musou que se trae entre manos la casa. El Tokyo Game Show ha servido para mostrar Berserk Musou y anunciar que esta adaptación del brutal anime llegará en febrero a Occidente bajo el título de Berserk and the Band of the Hawk.

Va a ser un mes difícil para el bolsillo de los amantes de los juegos japoneses. También en febrero nos llegará Persona 5, aunque su lanzamiento en el país del sol naciente está a la vuelta de la esquina y los medios han tenido acceso a una extensa demo de unos 20 minutos. La revista Famitsu lo ha coronado con una puntuación casi perfecta (10/10/10/9) en su último número, así que además de bonito a rabiar apunta a ser de lo mejor del año.

Más difusa está la salida de Yakuza 6, otra propuesta extremadamente japonesa que nunca lo ha tenido fácil en el resto del mundo. La última entrega del heredero de Shenmue llegará a Japón este diciembre y lo hará más espectacular que nunca, con un mayor énfasis en el dramatismo y, diosito de mi vida, con la colaboración especial de Takeshi Kitano. Lo del cineasta será algo más que un cameo: a juzgar por el tráiler encarnará a un personaje con bastante peso en la trama y el parecido de su versión en 3D es asombroso.

Además de dejarse ver en el tráiler, PlayStation Japan celebró un encuentro de casi una hora con el productor Toshihiro Nagoshi, que ha compartido algunas imágenes del proceso de doblaje con Kitano y una generosa demo que ha permitido ver el juego en funcionamiento.

La presencia de Capcom ha estado centrada en el inminente Resident Evil 7. No se ha podido probar con PlayStation VR, pero sí se ha dejado ver en nuevas imágenes que recuerdan a La matanza de Texas por su ambientación rural mugrienta. Más importante: también se  ha dejado jugar por todos los usuarios de PS4. Si la compañía ya sorprendió en el E3 con una demo sorpresa disponible desde el momento de anunciar el proyecto, el Tokyo Game Show ha servido de excusa para lanzar una actualización que la expande con nuevas localizaciones y secretos.

Para los fans que echen de menos a los viejos personajes de la saga, Capcom prepara Resident Evil: Vendetta, una nueva película de animación que se estrenará el año que viene. Estará protagonizada por Chris Redfield y Leon S. Kennedy y seguirá con el universo canónico clásico: los zombies, una mansión que resulta bastante familiar, las movidas de Umbrella… La sinopsis es tan familiar que casi parece una excusa por ese Resident Evil 7 tan rupturista que parece querer reinventar la franquicia.

Y otra de reinvenciones ha llegado con Metal Gear Survive, aunque esta más bien forzada por la salida de su creador Hideo Kojima de Konami. Esta “secuela póstuma” estará orientada al multijugador cooperativo, estará ambientada en algún momento después del final de Metal Gear Solid V: The Phantom Pain y se basará en sobrevivir a hordas de zombies en una suerte de Left4Dead con toques de sigilo.

Aunque la idea es bastante horrible sobre el papel, Konami ha publicado un vídeo de un cuarto de hora de demo para intentar convencernos de que su ejecución puede tener cierta gracia como spin-off. Por su parte, las primeras declaraciones de Hideo Kojima tras el anuncio han sido, básicamente, “a mí no me miréis que yo no quiero saber nada de esto”. Llegará, lo queramos o no, el año que viene a PS4, Xbox One y PC.

Iván Rosique González
Santomera, Murcia (1985). Licenciado en Periodismo por la Universidad Católica de Murcia. Se incorporó a 'La Verdad' en 2009. Es redactor. Anteriormente en Meristation, Hardgame2 y PSMotion. Un día su padre se presentó en casa con una Atari y desde entonces perdió un hijo. A veces sueña que SEGA todavía hace consolas y al despertar llora con amargura.
Top